#Noticias

De forma sigilosa, los servicios musicales pueden acercarse al djing

Tidal ya deja a sus usuarios modificar la velocidad y duración de las canciones.

18.01.17
Frankie Pizá

A pesar de que el futuro para Tidal se presenta complicado (está muy lejos de los números en cuanto a suscripciones globales de Spotify o Apple Music, ni siquiera cerca de Deezer, el tercero en discordia), la compañía no deja de presentar nuevos atributos.

Si hace muy poco incluían un nuevo formato de audio de «alta calidad» a sus posibilidades, prometiendo que el oyente pensaría que está en una «sala de masterización», ahora los usuarios de Tidal ya pueden cambiar la velocidad y duración de las canciones.

La nueva opción se llama «Track Edit» y según como quiera interpretarse, puede observarse como un valor añadido o una sigilosa entrada del servicio en un campo por explotar: la selección y reproducción de listas de reproducción a medida.

No resultaría extraño ver como Tidal implanta más opciones de este tipo pensando en la selección en vivo, es decir, un formato cercano al djing que podría comenzar a realizarse sin salir de la propia aplicación ni necesitar almacenamiento.

Queda por ver el éxito de la función y si otros servicios competidores deciden ir por el mismo camino. Y una cuestión importante: ver si esta por ahora ínfima amenaza se transforma en un riesgo real para empresas como Native Instruments o Serato.

Etiquetas: