the-weeknd-false-alarm-video

#Noticias

The Weeknd se adueña de la lógica masiva: el videojuego

Una aventura virtual en primera persona.

18.10.16
Aleix Mateu

En los comentarios queda claro: el nuevo vídeo de The Weeknd ha gustado mucho, incluso más que la canción.

Sabemos de la facilidad del cantante de Toronto para juntarse con proyectos de mucho éxito: ahí esta su reciente single con Daft Punk, o aquella canción que le llevó a la fama en países como España, su canción para la banda sonora de 50 sombras de Grey.

Si algo ha demostrado Abel Tesfaye desde sus primera trilogía en 2011, «Thursday«, «Echoes of Silence» y «House of Balloons«, es que sabe extender su estilo a nuevas aguas para llegar al máximo público posible.

«False Alarm«, el nuevo single de «Starboy«, es su nuevo intento: en él, The Weeknd da todo el protagonismo a la lógica formal del videojuego, por encima de la música. Como si se tratara de una mezcla de Call Of Duty, Far Cry, o cualquier shooter en primera persona, el vídeo se presenta como un gameplay vestido de ficción en carne y hueso.

La canción, como obviamente olvidan muchos usuarios en los comentarios, una especie de adaptación Drum ‘N’ Bass del R&B de The Weeknd que transmite velocidad, se mantiene en un voluntario segundo plano para captar la atención de los seguidores de la industria cultural más rentable: la del videojuego, funcionando como una banda sonora.

Hemos oído que se habla de la primera persona y de la ultra violencia como recursos originales y creativos para llamar la atención, pero ninguno de los dos aspectos es gratuito bajo el paraguas de imitación del super ventas Call Of Duty.

Imaginemos que se hubiera publicado el videoclip años atrás, en la época de los primeros GTA. Probablemente el vídeo se habría calificado de perverso y muy probablemente se hubiera retirado. Habría sido realmente disruptivo. Seguro que no habría sido mostrado en público por el Youtube a las más de 14 millones de personas que ya lo han visto.

Porque, precisamente, la violencia explícita que vemos ahora en «False Alarm», no nos alarma lo más mínimo, gracias a la educación que hemos recibido de los videojuegos, la mirada acostumbrada a ciertas formas de violencia detrás de una pantalla cuando presenta aspectos tan virtuales como es este caso.

Así, la propuesta de The Weeknd nos sorprende por mostrarnos de forma tan abierta su voluntad de abrazar nuevos públicos y de certificar la simbiosis narrativa entre disciplinas en pro de hacer subir los números.

El disco verá la luz el 25 de noviembre.