Line 8
Scroll down

#Line8

BNMP – L8

La profunda conexión con una geografía peculiar, la isla de Tenerife, lleva a los Broke Niños Make Pesos a tener una relación de amor y odio con todo lo que les aleje de ella: ahora en Barcelona, la ciudad es ese entorno que les aísla y a la vez les ayuda a expandir su música.

17.07.17
Aleix Mateu

Texto y vídeo de Aleix Mateu.
Fotos de Guillem Trius.

La vida en una isla es sencilla, cercana y relajada. Las dinámicas tan aceleradas de las grandes ciudades pierden sentido en un lugar donde la puntualidad se relativiza y la playa siempre está cerca.

Así nos lo explica Glen, EllegaS, insistiendo que en Canarias no se queda a una hora en concreto, sino “sobre una hora“, como nos lo ejemplifica con sus compañeros cuando llegan al punto de encuentro “sobre la hora acordada” y no a la hora en concreto.

“Yo creo que la gente es más feliz en la isla. Por cuestión cultural y del tiempo. A lo mejor ahí somos todos pobres, pero somos felices con lo que tenemos. Al estar tan encerrados en la isla, no te das cuenta de lo que está ocurriendo ahí a fuera, al menos con tus propios ojos. Te encierras a tu rollo y te sientes feliz con lo que tienes en tu islita”.

EllegaS es miembro de la formación canaria de Rap y R&B Broke Niños Make Pesos, junto a Cruz Cafuné, Choclock e Indigo Jams. Después de empezar a acumular números de reproducción importantes en Youtube, los tres primeros cogieron el avión para volar hasta Barcelona y afincarse en la ciudad.

"En la ciudad hay un montón de gente de mil campos distintos haciendo todo al mismo tiempo. No duerme".
"A lo mejor ahí somos todos pobres, pero somos felices con lo que tenemos".
"Vivimos siempre a gustito y hacemos música a gustito".

En un momento en el que Youtube es uno de los centros del consumo musical entre los jóvenes y que Internet posibilita el éxito desde ahí donde se quiera (como es el mismo caso de los BNMP), parece curioso que los tres canarios hayan decidido moverse a una ciudad como Barcelona.

“Ahora mismo estamos en el boom de Youtube. Exagerado. Pero también hay otras cosas de la vieja usanza que hay que seguir manteniendo, en plan conocer a la gente en persona para… Por ejemplo nosotros al manager lo conocimos en persona. Jamás hubiéramos conocido al manager por Internet. Ni siquiera creo que hubiera querido quedar.

Si estamos aquí es por algo. Si vinimos  a Barcelona es para romper la barrera que tenemos en Canarias. Hemos venido a Barcelona para poder ir a los sitios físicamente y decir mira, esta es mi música, toma”.

La barrera de la que nos habla EllegaS es el de las sinergias con artistas, colectivos o proyectos que de otra forma sería imposible que florecieran. Por ello escogieron Barcelona, un espacio que, como explica Cruz Cafuné, permite crear muchos vínculos de forma casi hiperactiva. Algo que choca frontalmente con el estilo de vida canario de los tinerfeños.

“En la ciudad hay un montón de gente de mil campos distintos haciendo todo al mismo tiempo. No duerme. Esto es bueno, porque es un campo de cultivo impresionante para todo lo que quieras sacar, sea cual sea tu proyecto.

Pero la calidad de vida baja por lo mismo. Tampoco digo que haya un hacinamiento pero casi. El downtown es casa sobre casa, de 50 metros cuadrados. Eso para mi es una movida… Yo no quiero vivir así mucho tiempo, la verdad”.

Porque la ciudad les empuja a un movimiento continuo y veloz que a la vez les aleja del contacto profundo con las personas con las que se cruzan día a día. Y a la vez es esa velocidad y facilidad para moverse de una punta a otra de la ciudad lo que les empuja a seguir aquí y explotar todo lo que Barcelona les ofrece.

Y lo hacen con la colección más urbana de Levi’s®Line 8.

Pero no solo se trata de los momentos de movilización, si no que sobre todo se trata del centro neurálgico de los canarios. Su piso convertido en headquarters de BNMP. Así lo explica Choclock:

“No es tanto el hecho de vivir en Barcelona como el hecho de vivir todos en una misma casa. Antes ahí éramos todos vecinos pero no es lo mismo. No podíamos trabajar con el mismo ritmo.

Aquí los tres juntos siempre estamos trabajando, si no es en la música, en algo relacionado con la música. Es mucho más fácil comunicarnos. Lo ideal sería que se uniese Indigo Jams ya y seríamos el dream team.”

La misma relación profunda que BNMP tiene con la geografía peculiar de Tenerife, algo tan tangible que les ha convertido en las personas y artistas que son, y lo intangible del medio con el que han conseguido hacer ruido en el mundo de la música, Internet, hace de ellos una contradicción fascinante que les acompaña allá donde vayan.

Ya sea en la relación de amor y odio que tienen con Barcelona, en su voluntad de mantenerse unidos y a la vez de expandirse y, sobre todo, en su música.

“Estas en hacer tu música sobre esto, y piensas en los quilómetros de distancia que tienes entre la gente que mas quieres y tú… Igual sí que influye un poquito. Pero igualmente nosotros vivimos siempre a gustito y hacemos música a gustito entonces siempre salen cositas chillin para bajar a la playa con los colegas”.