#Entrevistas

Tiger & Woods: fascinación por el amanecer de la cultura de club

Hablamos con Tiger & Woods en motivo de su recién estrenado álbum “A.O.D.”, “a chill out album you can dance to or a dance album you can chill out to”.

24.04.19
Antoni Ripoll

Un aspecto fascinante de los 80 es la exagerada cantidad de excelentes trabajos que se pueden encontrar si uno escarba un poco. Propuestas con una calidad global (tanto de diseño de sonido como de imagen) tan alta que cuesta de creer que hayan sido olvidadas o que incluso no llegaran a popularizarse en su momento.

De entre todos los diggers y freaks de la música disco primigenia (y su evolución europea electrónica, el italo-disco), hay una pareja que ha trascendido más allá del circuito propiamente disco: Tiger & Woods.

Lo que una vez comenzó como un proyecto underground anónimo con white labels estampados y un enfoque distinto del sampling del que predominaba en el circuito new disco, se ha convertido en uno de los proyectos más populares y solicitados de la música de baile actual. Tiger & Woods representan la pureza de la música disco, del house primigenio y del boogie de mediados de los ochenta. Música de club clásica.

Celebrando su décimo aniversario este año, Marco Passarani y Valerio Delphi presentan “A.O.D.” (acrónimo de Adult Oriented Dance). Tal como reza la nota de prensa, el álbum “is a departure and an arrival at the same time. Inspired by the faded buildings and images of discotheques on the Italian countryside, the romantic start and bittersweet endings of summer, beach life and the excitement of travelling through the landscape to get to aforementioned temples of dance and subsequently the morning after”.

En motivo de este hito, en TIUmag hemos querido hablar directamente con ellos para conocer mejor qué hay detrás de este proyecto tan pasional como necesario.


TIUmag: Tengo la sensación que uno de los motores que mueve este proyecto es —a parte del interés por la música disco primigenia— la fascinación por el concepto “discoteca”, por los primeros clubs modernos. Lo digo, entre otras cosas, por la portada. ¿Por qué son fascinantes las primeras discotecas?

Tiger & Woods: Exacto. No se trata en absoluto de un solo género. Nos apasiona tanto el techno o el ambient como la música disco. Este proyecto va sobre las vibraciones de esos “early days”. Los clubes eran teatrales, casi como estar dentro de una escena de una película.

No nos malinterpretes, también nos encantan los clubes de hoy en día. Pero hay algo que nos hace sentir muy nostálgicos sobre los templos de baile en los que crecimos. El tamaño, las luces, la decoración… los elementos conformaban un todo que casi te asustaba. Como un templo donde la música resonaba de una forma muy especial, casi religiosa.

TIUmag: ¿Qué había en las discotecas de antes que no hay ahora? ¿Alguna favorita? 

Marco: Para mí, entre los muchos que puedo mencionar, definitivamente tengo que incluir el Piper Club en Roma, porque es a donde iba cuando tenía catorce años y eso era literalmente un lugar de ciencia ficción. Pantallas que bajan de los techos, una pista de baile que se movía de un lado del club a otro… espero que la gente más joven pueda experimentar algo así. Por otro lado también incluiría un club que no pude visitar durante sus días de esplendor, los Altromondo Studios en Rimini. Hay bastantes imágenes que describen lo que acabo de escribir aquí.

Valerio: Soy más joven que Marco, así que experimenté una escena de club completamente diferente. Prefiero los lugares pequeños que los grandes clubs. Curiosamente pude pinchar en Piper Club hace mucho tiempo pero ya no quedaba nada de lo que Marco ha descrito.

Afortunadamente mi padre nació en Cattolica, un pequeño pueblo al lado de Riccione. Pasé todas mis vacaciones allí, así que desde joven frecuenté grandes clubs como Prince, Baia Imperiale (la última versión de Baia degli Angeli) o Cocoricò. A la luz del día, cuando pasas junto a ellos cuando vas a la playa, pueden ser muy decadentes y fascinantes. Además yo no pude entrar durante mucho tiempo, al ser demasiado joven, por lo que esos edificios se volvieron aún más mágicos para mí. Para ser honesto, la primera vez que logré ir a Prince, ni siquiera sabía quién estaba pinchando. Solo quería ir al club. Definitivamente son parte de mi imaginario infantil y juvenil. Hoy en día, Robert Johnson sigue siendo mi club favorito.

TIUmag: “A.O.D.” es vuestro tercer álbum. ¿Por qué un álbum ahora? 

Tiger & Woods: Hemos estado trabajando cada vez más en singles en los últimos dos años, probando un nuevo diseño en el estudio. Esto nos llevó a explorar algunos territorios que teníamos olvidados. Pero cuando nos dimos cuenta de que se acercaba el décimo aniversario decidimos sentarnos un poco y comenzar una nueva aventura de Tiger & Woods. Y sobre todo, al ser un proyecto de diez años, queríamos mostrar algunos aspectos nuevos, ya que nos sentíamos demasiado atrapados en una jaula donde la mayoría de las personas indicaban nuestro discurso a la música disco o new disco. Hemos aprovechado esta oportunidad para demostrar que no solo somos eso.

TIUmag: El concepto del álbum parece el mismo que siempre en Tiger & Woods: el revival y la dignificación de la música de baile de los ochenta. ¿Qué hilo conductor adicional tienen los tracks esta vez?

Tiger & Woods: Bueno, queríamos ir a otro lugar, aún usando la misma «técnica» de los trabajos anteriores. Quiero decir, el sampleo está ahí pero los samples son principalmente rítmicos. Esta vez son los sintetizadores el elemento de mayor peso. Queríamos algo extremadamente cálido para describir recuerdos y sentimientos de un pasado lejano. Necesitábamos algo romántico, y una vez que comenzamos a reducir la velocidad y añadimos esos sintetizadores «vimos la luz». Una vez más, no se trata de los años 80 como concepto, sino de nuestros recuerdos.

TIUmag: He reconocido un par de samples en el LP, entre ellos uno de “When I Let You Down” de M&G. ¿Podéis decirnos algún otro sample importante en el disco? ¿Algún sample que os gustaría haber usado pero que no ha llegado a pasar el filtro legal?

Tiger & Woods: No hay samples que no quisiéramos usar en realidad. Planificamos este trabajo con el equipo de Goodymusic / Fulltime, que son los sellos que editaron muchas de las canciones con las que crecimos. Conocemos a Claudio Donato, el jefe del sello y productor, y le preguntamos si podía dejarnos usar algunas de las canciones del catálogo. ¡Y aceptó!

No hay favoritos aquí, todos los samples son fantásticos. En realidad te aconsejo que revises los créditos del disco y disfrutes también de las canciones originales, porque son increíbles.

TIUmag: ¿Qué música dance clásica habéis escuchado últimamente?

Marco: Depende de lo que quieras decir con clásica. Sobre todo, el material de baile clásico que escucho es Chicago house y Detroit techno primigenio, además de un montón de italo-disco. Esas son mis pilares de baile clásico. Escucho mucha música antigua, pero en lo que se refiere a la danza, tal vez esa época [los late 80s] sean mi época favorita.

Valerio: Si con la música de baile clásica te refieres a cosas como Chicago house y Detroit techno, entonces escucho eso todo el tiempo. Es algo que se puede ver claramente en nuestro programa mensual en Rinse FM, donde los episodios siempre tienen una buena cantidad de cosas antiguas: house, techno o italo-disco principalmente. Aunque personalmente prefiero el house al techno.

TIUmag: Hablemos un momento de la música de vanguardia, abstracta, fuera de los clubs. ¿Os sirve de inspiración? ¿Alguna recomendación?

Marco: En este momento estoy obsesionado escuchando toneladas de library music de los 80 como Claude Larson, Anthony Hobson, Alan Hawkshaw, o material editado en Parry Music, Bruton o Sonoton. Todas esa música que suena como una intro VHS o un documental antiguo de música electrónica.

Valerio: La música ambient, electrónica o abstracta siempre ha sido parte de nuestro espectro musical. Artistas como Boards of Canada o Autechre y todo esa escena del final de los 90 son siempre una referencia y algo que nunca he dejado de escuchar. Sobre música actual, hace poco Numbers publicó dos álbumes de Perko y North Sea Dialect que definitivamente vale la pena escuchar.

TIUmag: Hablemos de la escena “disco” actual. ¿Qué otros artistas os gustan? 

Tiger & Woods: No estoy seguro si sabemos mucho de la escena «disco». Sé que la gente no nos cree, pero no nos fijamos mucho en lo que estos días recibe el nombre de escena disco o new disco. Nos encantan los sets donde puedes escuchar tantos estilos como sea posible. Nos gusta Jex Opolis, Soul Of Hex, Marie Davidson, Filmico, Perko. Como puedes ver, casi ninguno de ellos es “disco”.

TIUmag: Marco, tú eres una institución del techno melódico y “synth based” de principios de este siglo. Al final tu pasión por ese tipo de sonidos ha derivado de forma natural en este proyecto, pero tu legado anterior es innegable. ¿Qué echas de menos de esa época?

Marco: Bueno, gracias a Tiger & Woods pude experimentar con otras cosas que también me apasionaban, como el mundo del electric boogie o el Minneapolis funk. En realidad nunca eché de menos nada, tan solo me tomé un descanso. Pero ahora siento que puedo hacer ambas cosas a la vez. Y en realidad mi objetivo es mezclarlo, incluso más de lo que he logrado hasta ahora. Si escuchas mi álbum en solitario que salió recientemente, puedes confirmar que estoy tratando de conectar todo lo que me gusta.

¿Quieres saber una cosa graciosa? Los houseros siempre me han considerado demasiado techno, los techneros demasiado house, la gente normal demasiado experimental y la gente experimental demasiado normal. Esta es la maldición de mi vida.

TIUmag: ¿Qué podemos esperar de  Tiger & Woods en los próximos meses?

Tiger & Woods: Podrías vernos tocando en directo más que en los últimos 3 años, o tal vez no. Es posible que veas un misterioso 12″ siendo publicado en breve… ¡o tal vez no!