#Entrevistas

RIA EKIN es el elemento conductor entre Flamenco y Footwork

"Nuevas Bulerías" ejemplifica un camino creativo que no resulta tan remoto como creíamos.

22.09.16
Frankie Pizá

Un ejercicio de estilo, y también un gesto arriesgado sobre el papel: conjugar dos culturas sonoras tan virtualmente alejadas como el Flamenco y el Footwork. En el pasado reciente ya se intuía una vía de comunicación y un posible lenguaje entre ambas genéricas.

Strand, en su álbum “Maleza”, ya incluyó algunas voces flamencas en híbridos Footwork. Y Los Voluble ya generaron ese tipo de contexto para algunas interpretaciones de El Niño de Elche.

Iberian Juke hace más honor a su nombre si cabe y actúa relacionando ambos mundos de forma definitiva: el elemento conductor es el proyecto RIA EKIN, segunda identidad creativa de Lenticular Clouds y que basa su ética y expresividad en la “utilización de internet como medio y código artístico“.

Lo han llamado “Nuevas Bulerías”, y será el primer EP del productor centrado estrictamente en Footwork después de sus intervenciones en los dos recopilatorios digitales del sello.

Albert mezcla los “sonidos clásicos de este género con vocales de música flamenca, utilizando elementos comunes a ambos géneros, como detalles percusivos y ritmos entresillados” dice la nota de prensa del paquete, que llevará consigo 4 originales y 2 remezclas firmadas por BSN Posse y Nikes.

“Nuevas Bulerías es un trabajo de asimilación estilística del juke de Chicago al contexto ibérico; es el resultado de pasar el conjunto de componentes estéticos que conforman un movimiento por un filtro cultural regional a modo de traductor”.

Para RIA EKIN, tanto Footwork como el Flamenco son tan solo herramientas que el artista utiliza para ejemplificar una posibilidad no tan remota como creíamos: “un discurso remarcadamente hispano, donde las melodías de influencia flamenca y las expresiones coloquiales pueden resultar paralelas a la cultura endógena norteamericana”.

Internet y su natural introducción en nuestro comportamiento y forma de ver las cosas ha hecho naturales la apropiación y la imitación, aunque la reinterpretación está en período de extinción.

RIA EKIN no está copiando el Footwork que ha nacido en los bajos fondos del sur de Chicago, está imaginando un escenario en el que éste pueda ser posible con los elementos autóctonos:

“Los elementos que construyen de manera genérica el juke son por una parte el tempo icónico, una rítmica determinada y los samples vocales de gente relacionada con la cultura urbana estadounidense, los cuales se utilizan jugando con ellos de forma rítmica y percusiva. En “Nuevas Bulerías” esas voces de la calle se trasladan a un escenario ibérico, más cercano para el oyente nativo y exótico para el forastero”

Antes de que el EP esté disponible el 5 de Octubre, nosotros estrenamos el freebie “Que No La Besara”, track que no aparecerá en el título y que puedes escuchar y descargar a continuación.

Al trabajar con voces y samples del Flamenco, con qué dificultades o revelaciones te has encontrado?

Más que con dificultades me he encontrado con posibilidades, posibilidades rítmicas y sonoras particulares que dan mucho juego. La forma de cantar flamenca es tradicional y popular, es algo único que se da en un lugar determinado y que se desarrolla de manera autónoma, lo que le da una cantidad de matices que son un abanico enorme de posibilidades.

Además las frases son características de una lírica singular que para nosotros es cercana, además de ser callejera, es algo que se puede escuchar en cualquier parque, o en cualquier mercadillo gente tarareando y soltándose, a veces como un quejío, a veces como una exaltación de alegría, no me imagino a nadie cantando un reguetón para vender calcetines en un mercado, pero sí a alguien ofertando el producto con un toque flamenquillo.

Unir Footwork y Flamenco era algo que tarde o temprano debía ocurrir (Strand ya lo probó en uno de sus últimos EPs), aunque es todo un “choque cultural”. Qué piensas sobre este tipo de convergencias?

Cuando me vino la idea de hacer el álbum pensé en como son las sesiones de música juke, sobre todo me viene a la mente la sesión de DJ Rashad en Sónar 2012, en la cual tuve la suerte de asistir y por casualidad fue el día que toqué en el festival. Me llamó muchísimo la atención que la gente coreaba lemas y frases de manera repetitiva.

Se alejaba de la impersonalidad de la música electrónica a la cual estaba acostumbrado, y la rítmica era tan novedosa para mí que me dejó bastante impresionado. Pensando en esas frases repetitivas, cuando me pidieron de sacar un EP para Iberian Juke pensé que tenía que tener ese tipo de frases, pero del terreno, y que mejor que la lírica y la forma de cantar flamenca para representar el sonido ibérico.

No pretendo hacer flamenco, ni pretendo cambiar nada de una cultura que es tan purista y debe de serlo, solo lo he tomado como icono representativo para dar un toque de aquí a algo que ha nacido en el otro lado del Atlántico.

Ria Ekin en sí mismo es un proyecto que tiene que ver con la “apropiación” verdad?

Si es evidente, de reciclaje de metaobjetos y cultura. Los samples de las canciones están sacadas de videos callejeros subidos en internet por gente amateur. Estaba buscando esa improvisación, esa energía callejera, coches pasando, risas, gente siendo como es en la calle.

Gracias a las redes sociales de video y a las tecnologías que todo el mundo tiene a su disposición hay un océano de material para hacer todo tipo de cosas.

Por qué “nuevas bulerías”? Crees que el Flamenco como genérica está blindado a nuevas formulaciones?

Bulerías: primero porque es un género festivo dentro del flamenco, más alegre, más de verbena, y segundo porque hay una canción que tiene ese nombre. Lo de nuevas porque es algo nuevo, aunque realmente no es una bulería es una muestra de pocos segundos que se repite de forma rítmica sobre una instrumental a 160bpm.

Yo de flamenco no puedo hablar, porque no soy la persona indicada, no he pretendido enturbiar el estilo sino como he dicho antes utilizarlo de forma icónica.

Yo entiendo que el flamenco debe de evolucionar bajo su propio lenguaje tradicional, es solo ahí donde las evoluciones del flamenco tienen un verdadero valor, es decir desde la pureza y todo el entorno cultural que lo envuelve.

Es obvio que han habido muchísimas intromisiones en el flamenco, y se ha intentado con todos los estilos, desde el Rock progresivo de Triana, Medina Azahara, o el rumbakalo de Camela, y también creo que seguirá habiendo mezclas en el futuro conforme aparezcan nuevos géneros.

Igualmente creo que el flamenco en sí debe evolucionar bajo su propio continuum cultural definido, porque sino se perderá diluido entre aguas de todo tipo de procedencia.