#Entrevistas

¿El último bus o el primer tren? Extrarradio toma las calles del centro

Hablamos con una de las formaciones que con menos, más han sorprendido.

21.10.16
Aleix Mateu

Esta semana hablábamos con el booker del Primavera Sound. Nos explicaba que para preparar la parrilla de artistas de sus dos festivales, el Club y el Sound, reciben propuestas por muchas vías, pero que «en los últimos festivales han tocado algunas bandas que no tienen ni agente. Nos contactan o ellos o sus managers».

Pero hay excepciones en las que contactan a los artistas «incluso nosotros mismos a través de Bandcamp». Es el caso de Extrarradio.

Un grupo de amigos que se juntaron para tocar, dando rienda suelta a la creatividad, conexión directa con todo ese batiburrillo de influencias musicales que han resultado en una mezcla tan psicodélica como su propia música: Extrarradio es Hip Hop, Rock, Funk, post Punk y actitud outsider en la Barcelona centro.

Hemos hablado con el grupo, que actúa hoy 21 de octubre en el Primavera Club,  para conocer un poco mejor qué hay ahora detrás de Extrarradio y qué esta por venir.

¿Quién sois Extrarradio?

Dos catalanes, un extremeño y un alemán, como en los chistes.

Funk, post Punk… En vuestra música hay una confluencia enorme de música urbana. Cual es la identidad de Extrarradio?

Extrarradio es lo que nos une, el vínculo donde convergen todos esos sonidos que nos gustan a cada uno por separado. Hemos crecido escuchando música distinta en las formas, pero hecha con la misma actitud.

¿Cuáles son vuestras principales influencias?

Hay gente que viene y nos dice que lo que hacemos les recuerda a Happy Mondays, otros que a Golpes Bajos, otros a Darkside. Todo son influencias… podríamos nombrar 900 grupos.

Habláis de la realidad sucia de una ciudad, digamos Barcelona. Pero lo explicáis todo con altas dosis de psicodelia. Es algo necesario para comprender lo que sucede a nuestro alrededor?

Barcelona es una ciudad pequeña pero con muchas caras. Podemos ser vecinos de rellano y tener vidas completamente opuestas y secretas. No existe «nuestro» alrededor. Aquí cada uno se genera el suyo. La distorsión de las cosas es algo muy común aquí. A veces te trae a algo mejor, a veces a algo peor. Nosotros vamos con delay.

¿Qué es Barcelona para vosotros?

«La millor botiga del món», nuestro patio.

¿Cómo vivís la cada vez más acentuada gentrificación y las olas de turistas?

Pues está genial, hacemos mucho ejercicio. Ya no necesitas gym, puedes entrenarte remontando las Ramblas cual salmón. O agudizar tu equilibrio cuando en el metro no han dejado ni una barra dónde agarrarte. O puedes robarles todo y hacerte los 200 metros lisos.

En vuestra música parece confluir también el Grafitti, el diseño, el imaginario Hip Hop. ¿Cómo encaja?

Hemos crecido en esos lugares dónde el patín, el graffiti o el Hip Hop eran parte del día a día. El Rap es una influencia enorme en nuestro proyecto, ya que el formato del set que presentamos en directo es más parecido a un set de Hip Hop que a una banda de Rock Psicodélico. Nos sirve para dar un sabor nuevo al sonido viejo que tocamos.

Hace poco colaborasteis con Cecilio G. Más allá de lo musical parece que haya una buena conexión artística. Como surge la colaboración y como fue el proceso creativo?

Hace un par de años se llevó de nuestro piso una base a medio producir y hace unos meses decidió cantarla. Mucho respeto.

«Somos de extrarradio, no de barrio», cantáis cuando abrís vuestro último trabajo. En el Primavera Club actuaréis en el centro.

Actualmente vivimos en el centro. Ya nos hemos cansado del gran dilema… ¿El último bus o el primer tren? Todos somos viajeros y nos sentimos como en casa allí donde estemos.

¿Qué podemos esperar de la banda próximamente?

El grupo nació de casualidad un día en el comedor de casa. De momento nuestro objetivo es mejorar poco a poco el live set que tenemos preparado, y seguir creando música, probando formatos y procesos nuevos. Como suponemos que nadie nos va a fichar, deberíamos ir ahorrando, porque lo que todos queremos es hacer un disco.