#Artículos

«La trilogía del haiku» revelará todo lo que existe dentro de Niño

"El espantapájaros" da comienzo al tríptico creativo y musical en el que encontraremos al beatmaker en su versión más esencial.

13.09.16
Frankie Pizá

Llegar a depurar tu sonido de tal forma en la que todo siga existiendo. Alcanzar «una mera nada inolvidablemente significativa”, al igual que Blyth define lo que es un haiku. Una poesía breve que incide en lo esencial, a menudo imperceptible, y con un comportamiento único, al igual que la música de Niño.

«Más que componer música parece que esté escribiendo haikus» dicen en la nota de prensa de «El Espantapájaros», el primer EP de un tríptico en el que el beatmaker culmina 4 años de búsqueda creativa y afinación de su propio interior como músico.

Desde Disboot y Galleta Records se refieren al «giro de Niño sin traicionarse a sí mismo» y que comenzó a hacerse público cuando el de Valladolid publicó el “Tratado sobre música absurda y artificial” en 2014. Tras ese reencuentro editorial, hubo todo un proceso personal en el que Niño descartó todo lo que no era necesario:

«No sabemos si consciente o inconscientemente, pero actuó cual monje budista en su encierro, incluso trasladándolo a su música, que poco a poco se fue alejando de la dictadura de la pista de baile, desnudándose de los sonidos más tendenciosos y actuales, eludiendo los tics y recursos innecesarios con el objetivo de conseguir una música más personal y, a riesgo de sonar pretenciosos, que apunte a la eternidad».

Perfeccionista y obstinado, esa característica ligada a menudo a la genialidad, Niño me hizo llegar una primera versión de «Mallete» hace unos 3 años. Los cambios ante la versión final apenas se notan, aunque para él hay una distancia larguísima entre una pieza y otra. Es la mejor forma de definir a un artista incansable para el que crear no es solo algo estético.

Es ahora elegido como el primer single adelantado para este comienzo de una trilogía que colocará a Niño en el lugar que merece: en perfecto equilibrio entre su interior, la música que quiere transmitir al mundo y el concepto que mejor le representa.

“El espantapájaros / parece humano / cuando llueve” es un haiku escrito por Natsume Seibi, un «reflejo del Zen» que Niño ha convertido en una ruta editorial que llevará al oyente a conocerle mucho mejor a él y a sus intenciones como músico. Éste es el primer episodio, y su centro y conclusión nos alcanzarán en 2017.

Es Hip Hop aunque también existe algo que lo conecta con Ennio Morricone o Goblin, existen referencias orientales y una estricta sensibilidad para los detalles. «La nada que sucede ante nosotros pero que tras la primera escucha no conseguimos olvidar», tal y como lo definen en la nota de prensa oficial.

Tras la trilogía de Downliners Sekt en Disboot, ésta será la próxima iniciativa de este tipo que determinará la nueva era del sello, un ejemplo de estabilidad y apuesta por el producto que crece en nuestro suelo.

Con «Mallete» comienza «la trilogía del haiku» y el proceso en el que Niño no muestra tan solo su música, viste y decora para nosotros todo lo que existe dentro de él.

Éste primer EP estará disponible el 19 de septiembre. Habrá 300 copias físicas de cada EP, impresas a mano mediante serigrafía a 5 tintas. El artwork corre a cargo de Daniel Muñoz «San».

Tracklist:

01. El último dígito de Pi
02. Plenilunio en junio
03. Rolacalor
04. Mallete
05. El espantapájaros
06. Papilla estelar
07. A.M.O.R.